*** “Nuestro propósito es fortalecer el trabajo que han venido realizando en la escuela”, dijo Martin González

 (Monagas, 16-05-2018).- Para apoyar y fortalecer la producción agroalimentaria en las escuelas previsto en el programa “Todos Manos a la Siembra” del Ministerio del Poder Popular para la Educación, el Fondo para el Desarrollo Agrario Socialista (Fondas) Monagas se sumó al trabajo ecoagrario en la Unidad Educativa Luisa Jiménez de Canelón del sector Viboral en la parroquia Boquerón del municipio Maturín.

Martín González, ingeniero agrónomo y técnico de campo del Fondas, está destacado en la institución escolar para apoyar a estudiantes, obreros, personal docente y administrativo de la escuela a fortalecer saberes y prácticas agroecológicos que aporten a la conservación y preservación del medio ambiente.

Además presta asistencia durante el periodo de siembra de cultivos como frijol, cebollín, yuca dulce, plátano, cambur, batata, auyama, lechosa, ocumo blanco, berenjena, ají dulce, maíz jojoto, entre otros rubros agrícolas que actualmente se desarrollan en el mencionado plantel educativo.

“Nuestro propósito es fortalecer el trabajo que han venido realizando en la escuela; estaremos brindando acompañamiento técnico integral en el manejo y control de plagas y enfermedades, construcción de viveros y canteros, producción de abono orgánico, producción artesanal de semillas”, manifestó el representante de Fondas.

Empezando con buen pie e intención de hacer un enlace eficiente entre la escuela y Fondas, en esta primera visita y acompañamiento el ingeniero González donó unas semillas de moringa, ají dulce, arroz y patilla al plantel.

La directora de la institución escolar, Eglis Díaz, sostuvo que el programa de siembra lo desarrollan desde hace dos años. “Actualmente tenemos una matrícula de 887 estudiantes, entre niños de preescolar, escuela y liceo, quienes aportan para que se desarrollen las siembras”.

Añadió la directora: “Es un trabajo fuerte pero bonito y gratificante,  del cual hemos visto resultados positivos cuando nuestras madres procesadoras han utilizado algunos rubros para realizar la comida que aquí se les ofrece a los niños”.

Por su parte Damarys Gordón, coordinadora del referido programa de siembra resaltó: “Tenemos una planificación de labores de siembra. Con esta catedra tratamos de inculcar en los niños valores por la Madre Tierra, que sientan amor por ella, que es la que nos sustenta con muchos de los alimentos con los que nos alimentamos”.

También destacó Gordón que el trabajo de siembra se ve un poco afectado “por la falta de agua en la escuela, no siempre tenemos agua fija en la tubería y no contamos con tanques para almacenar agua”.

Para la estudiante de 2do año, Diana Betancourt, es de bastante interés el tiempo que dedica a la teoría y práctica en materia agrícola, pues proviene de una familia agricultora, “me gusta sembrar, aquí aprendo muchas cosas para ayudar a mi familia en la siembra que tenemos”.

La joven estudiante expresó: “Disfruto mucho las horas que tengo de grupo estable, porque es fino cosechar y comer lo que una misma siembra”.

Gloria Guzmán, supervisora por la Zona Educativa del circuito, José Tadeo Monagas, parroquia Boquerón, añadió: “Tengo 6 escuelas bajo mi responsabilidad, todas desarrollan el programa Manos a la Siembra; la idea es establecer huertos escolares y que los rubros obtenidos puedan ser procesados en los comedores para alimentos de los mismos estudiantes”.

La autoridad de la Zona Educativa aprovecho la ocasión para exhortar a los padres y representantes: “la comunidad debe accionar en la seguridad del plantel, es para sus hijos lo que se produzca, personas ajenas a la escuela se han llevado las cosechas”, puntualizó.

Oficina de Gestión Comunicacional / Dubraska González    

 Fotos / DG